Restauración Ambiental y términos similares

Cuando nos referimos a restauración ambiental parece estar claro de qué estamos hablando…. ¿o no? Al decir restauración ambiental ¿nos estamos refiriendo a restauración ecológica? ¿Rehabilitación ambiental? ¿Recuperación ambiental? ¿Ingeniería ambiental? ¿Reforestación? Parece ser que, en el contexto en el que nos movemos, existen una serie de términos y expresiones que se emplean indistintamente para referirse de alguna manera, a la alteración de las condiciones biológicas y físicas de un espacio natural que ha sufrido algún tipo de impacto o degradación, con la finalidad de mejorar esas condiciones. Este empleo de lo que en principio podría parecer sinónimos lleva a confusiones y errores, pues en realidad no lo son, aunque en mayor o menor medida todos estos conceptos de restauración ambiental podrían coincidir en algunos puntos.

restauración ambientalSi hablamos de restauración ecológica como método de restauración ambiental y atendemos a la definición ofrecida por la Society for Ecological Restoration (SER), nos estaríamos refiriendo al proceso de asistir al restablecimiento de un ecosistema que ha sido degradado, dañado o destruido. Entendiendo que un ecosistema ha sido recuperado cuando contiene todos los elementos bióticos y abióticos que le permiten continuar por sí mismo con su desarrollo, que se mantiene tanto a nivel funcional como estructural y que además de mostrar signos de recuperación, interactúa con los ecosistemas contiguos y con la cultura de las poblaciones locales. La restauración ecológica es un proceso holístico, resultado de un manejo integral de todos los aspectos relacionados con el espacio degradado para devolver el ecosistema a las condiciones y funciones lo más cercanas a las previas a la degradación. Debido a la dinámica de los ecosistemas y al proceso histórico por el que han pasado es imposible alcanzar el sistema original exactamente.

La rehabilitación ambiental tiene un elemento en común con la restauración ecológica al hablar de restauración ambiental. Este elemento en común es el contar con un lugar de referencia para plantear la recuperación, ya sea un ecosistema histórico o preexistente. Sin embargo las metas y estrategias de ambas son distintas. La rehabilitación no necesariamente restablece la condición natural, se centra más en los procesos, en la productividad y los servicios ofrecidos por el ecosistema. La restauración ecológica además de lo anterior, también centra sus esfuerzos en el restablecimiento de la composición de especies y estructura de la comunidad. Básicamente la rehabilitación ambiental se fundamenta en el conocimiento de los principios y las causas de degradación de los sistemas naturales, para mejorar la calidad de vida de la sociedad humana con el desarrollo de proyectos que recuperen los espacios alterados y/o degradados.

Fig: Diferencias entre restauración, rehabilitación y reclamación. Modificado de Bradshaw 1987.

Fig: Diferencias entre restauración, rehabilitación y reclamación. Modificado de Bradshaw 1987. Pulsar en la imagen para ampliar.

Al hablar sobre reclamación, dentro del contexto de la restauración ambiental, tiene una aplicación aún más amplia que la rehabilitación ambiental. Los objetivos de la reclamación ambiental serían dar un propósito útil al espacio dentro del contexto regional. El resultado sería la obtención de un ecosistema completamente diferente del natural. Para ello se estabilizará el terreno, se asegurará la seguridad pública y se mejorará estéticamente mediante revegetación. Esta revegetación normalmente se realizaría con una o pocas especies.

Restauración Ambiental

La mitigación ambiental  o estabilización es una acción encaminada a compensar una serie de daños ambientales. Algunos proyectos de mitigación, aunque pocos, podrían tener algunos aspectos en común con la restauración ecológica. A veces también se usa el término creación o fabricación para referirse a la mitigación como restauración ambiental. Estos términos se emplean para la  restauración ambiental de lugares completamente desnudos de vegetación, o en donde se ha modificado tanto el lugar que se requiere la instalación de un ecosistema completamente diferente al que había históricamente. Aun así, son proyectos realizados en base a la ingeniería y no podrían considerarse restauración ecológica.

Cuando nos referimos a la ingeniería ecológica, nos estamos refiriendo a un proceso de restauración ambiental que implica la manipulación de materiales naturales, organismos vivos y el ambiente fisicoquímico para lograr metas específicas establecidas por el ser humano y resolver problemas técnicos. Estos proyectos de restauración ambiental tienen un alto grado de predictibilidad, mientras que la restauración ecológica reconoce y acepta desarrollo de trayectorias imprevistas del ecosistema.

Restauración AmbientalPor último, si para referirnos a una restauración ambiental hablamos de reforestación, estaríamos hablando de proyectos originados desde la silvicultura destinada a repoblar zonas en donde en el pasado existía una masa forestal y esta fue dañada por algún motivo, o bien a la plantación de árboles en áreas donde éstos no existieron. En las reforestaciones en muchas ocasiones se emplean especies no autóctonas, acción no contemplada en la restauración ecológica.

Parece importante entonces, plantear unos objetivos de restauración ambiental adecuados para en base a ellos, establecer las actuaciones necesarias para la restauración del espacio degradado. Una vez tengamos los objetivos y las actuaciones que se desarrollan, podremos saber exactamente sobre qué estamos hablando y podremos emplear los términos más adecuados.

Daniel Díaz Toledano

Enlaces de interés:

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *